Un mensaje en cadena que circula por los chats de las redes sociales e información de varios medios recomiendan no tomar ibuprofeno porque puede acentuar los síntomas de la COVID-19 y ocasionar la muerte.

Sin embargo, no existe evidencia científica ni datos concluyentes que indiquen que el ibuprofeno empeora a los pacientes infectados con el nuevo coronavirus, y así lo declaró recientemente la Organización Mundial de la Salud (OMS).

“La OMS conoce las preocupaciones sobre el uso del ibuprofeno para el tratamiento de la fiebre en personas con COVID-19”, afirmó la organización en su perfil oficial de Twitter.

“Estamos consultando con médicos que tratan a los pacientes y no estamos al tanto de los informes de ningún efecto negativo, más allá de los habituales que limitan su uso en ciertas poblaciones. Según la información actualmente disponible, la OMS no desaconseja el uso del ibuprofeno”.

¿De dónde salió esta confusión?

El pasado 11 de marzo la revista médica Lancet publicó un artículo sobre la vulnerabilidad de las personas con hipertensión y diabetes mellitus ante la COVID-19.

El estudio firmado por Lei Fang, George Karakiulakis y Michael Roth, investigadores de la Universidad de Basilea en Suiza, se refería a cómo el ibuprofeno activa la enzima convertidora de angiotensina 2 (ACE2), una proteína de membrana que se expresa en los pulmones, el corazón, los riñones y el intestino, y a la cual se une la proteína del nuevo coronavirus para expandirse por el cuerpo.

Según la hipótesis de estos autores —que sugirieron también una investigación más exhaustiva—, los pacientes que usaban el ibuprofeno en sus tratamientos sufrieron mayores complicaciones al enfermar de COVID-19.

Tres días después de la publicación de Lancet, el ministro de Salud de Francia, Olivier Véran, alertó en su cuenta de Twitter sobre el uso de los AINES (antinflamatorios no esteroideos).

“La toma de antinflamatorios (ibuprofeno, cortisona) podría ser un factor de agravamiento de la infección. En caso de fiebre, tome paracetamol. Si ya está tomando antinflamatorios, o en caso de duda, pida consejo a su médico”, escribió.


Más tarde, el Ministerio de Salud francés publicó un comunicado en el cual recordaban que “el tratamiento de la fiebre o el dolor con COVID-19 o cualquier otra virosis respiratoria se basa en el paracetamol, sin exceder la dosis de 60 mg/kg/día y 3 g/día. Los antinflamatorios no esteroideos (AINEs) deben evitarse”.

Desde el 15 de enero y tras una advertencia de la Agencia Nacional Francesa para la Seguridad de los Medicamentos y Productos Sanitarios (ANSM), los AINES no se venden en las farmacias del país galo sin una receta médica.

Tanto la aspirina como el ibuprofeno (comercializado también como Advil y Nurofen, entre otros) y aquellos medicamentos que contienen paracetamol, tienen controlada la venta porque, según la ANSM, “pueden agravar las infecciones ya existentes, con graves complicaciones”.

Recientemente la ANSM recordó a los pacientes y a los profesionales de la salud que en caso de dolor y/o fiebre, se debe preferir el uso de paracetamol, respetando las normas de uso adecuado.

A partir del 18 de marzo de 2020, anunciaron que los farmacéuticos podrán dispensar sin receta médica únicamente 1 caja de paracetamol (500 mg o 1g) por paciente sin ningún síntoma, o 2 cajas en caso de síntomas.

“Los medicamentos antinflamatorios (incluido el ibuprofeno) pueden enmascarar una infección y tener un efecto potencialmente agravante en determinadas situaciones. Si actualmente está siendo tratado con medicamentos antinflamatorios o corticoesteroides, no interrumpa su tratamiento y póngase en contacto con su médico de ser necesario. Utilizado con prudencia, el paracetamol es un medicamento seguro y eficaz”, dijeron.

Hipótesis no confirmada

Al opinar sobre el artículo publicado por la revista Lance, Rachel Graham, una de las epidemiólogas que estudia los coronavirus, dijo que solo porque se active la proteína ACE2 no significa mayor vulnerabilidad al virus. “Puedes tener bajos niveles de ACE2 y aun así ser susceptible”, aseguró la investigadora de la Universidad de Carolina del Norte, Estados Unidos.

También la Agencia Europea de Medicamentos (EMA) afirmó recientemente en un comunicado que no existe ningún científico que establezca un vínculo entre el ibuprofeno y el empeoramiento de la COVID-19. “La EMA está siguiendo de cerca la situación y revisará cualquier nueva información disponible sobre este tema en el contexto de la pandemia”.

Coincide también Davidson Hamer, un especialista en enfermedades infecciosas de la Universidad de Boston, Estados Unidos: “Nadie ha podido encontrar datos reales que verifiquen esa información”.

Mientras se hacen más estudios concluyentes, Hamer sugirió que las personas usaran el paracetamol (Acetaminophen o Tylenol, por sus nombres comerciales).

Ante el aumento del contagio por coronavirus, las limitaciones para hacer pruebas a todos los contagiados y la decisión de priorizar los recursos para aquellos casos más graves y personas más vulnerables, muchos países han instado a sus habitantes a quedarse en casa y tratar la enfermedad con medicamentos usados comúnmente para tratar las infecciones respiratorias y síntomas como el dolor y la fiebre.

Las cadenas de mensajes y noticias que aseguran que el ibuprofeno incrementa los riesgos en un paciente de coronavirus son falsas.

No existe evidencia científica suficiente contra el uso de este medicamento en la infección por COVID-19.

La enfermedad es todavía tan reciente que resulta muy pronto para tener estudios concluyentes sobre la reacción de ese y otros medicamentos.

Aunque la mayoría de los científicos sugieren usar como primera opción el paracetamol, también todos coinciden en la importancia de consultar siempre la opinión de un médico.

Sobre el autor

Glenda Boza

Glenda Boza

Periodista de elTOQUE.

2 comentarios

  • El artículo está muy bien documentado pero la Conclusión es un poco precipitada. Que no exista evidencia científica no significa que es falso. Es mejor tomar precauciones ante las observaciones efectuadas. Le recomiendo mayor prudencia en asuntos de salud

  • Gracias. Yo recibí la advertencia a la que se refiere el artículo por Whatsapp y me dio la impresión de estar leyendo un comercial del paracetamol.
    No me lo creí.
    La verdad es que nadie sabe nada de nada sobre este virus. Los medios ni siquiera se ponen de acuerdo sobre el número de muertes.
    Creo que usar el sentido común y el análisis ayudarían, pero como todo el mundo está en estado de pánico…

Deje un comentario