Autor: Hansel Leyva Fanego

Hijo de la tierra

Cuando llegó a Guanabacoa, la tierra donde levantó su casa con tablas de palma era una tierra infértil para muchos, pero Jorge no se dio por vencido.

Tierra de dos

Mariano y Jorge cultivan un pedazo de tierra sin nombre en Guanabacoa, muy cerca de la vía Monumental. Padre e hijo, campesinos de La Arena, en la Sierra Maestra, se han dedicado toda su vida al oficio de la labranza.

La caza furtiva de azulejos

En Cuba existen leyes que prohíben la comercialización y caza de especies silvestres. Aun así, los azulejos son las aves más traficadas, solo detrás de la paloma doméstica.